Cabo Verde

Los estudiosos del apocalípsis -el pasado no el futuro- en forma de fenómenos naturales han descubierto la existencia uno nuevo, esta vez en forma de megatsunami que dió forma a un arquipiélago que hoy conocemos por el nombre de Cabo Verde. En las costas occidentales africanas.

Una gigantesca ola por encima de los 240 metros de altura que se formó hace 73 mil años provocada por la erupción de un volcán. Un descubrimiento que nos obliga, una vez más estar atentos a lo que ocurre en la Naturaleza, ya que nuestra vida puede cambiar en cuestión de minutos.

La ola a la que refiere el estudio se produjo tras el colapso del volcán Fogo, uno de los más grandes y activos de los macizos que hay en islas en el mundo. Este volcán mide por encima de los 2800 metros sobre el nivel del mar y entra en erupción cada 20 años.

Es decir, que el riesgo de que vuelva a reproducirse este fenómeno decenas de años después de esa gran erupción es latente y el peligro es real. Sobre todo teniendo en cuenta que en su momento, la ola golpeo a unos islotes deshabitados, pero que ahora albergan a más de trescientos mil habitantes.

Cabo Verde es un archipiélago formado por nueve islas, muy cerca de Senegal, que se convirtió en plataforma para la pujante industria de la trata de esclavos a ultramar por parte de holandeses y portugueses. Así se colonizó y se convirtió en pequeña colonia portuguesa hasta que alcanzó la independencia en plenos siglo XX.

Anuncios