Estamos en verano, así que cualquier excusa es buena para sentarnos en la barra y disfrutar de una buena cerveza. Así que añadan como argumentario que su ingesta ayuda a llegar a la vejez en mejores condiciones.

Y todo tiene que ver por los beneficios de una de sus ingredientes: el lúpulo y sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Una investigación realizada por la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (Sedca), conjuntamente con la Facultad de Medicina de la Universidad de Valencia lo atestigua.

El estudio comprobó que los compuestos del lúpulo son potentes antioxidantes que actúan sobre la pared de las arterias como antiinflamatorios. Y eso se traduce en que se prolonga la vida de la células que la forman.

Pero ya puestos, los estudiosos afirman que lo ideal es consumir 330 mililitros para las mujeres y 660 para los hombres por día. Vamos una lata para ellas y dos para ellos. Y también alertan que el envejecimiento celular, además de la alimentación, intervienen otros elementos como la genética y, por supuesto, el estilo de vida, o sea actividad física y descanso de ocho horas.

Anuncios